martes, 20 de diciembre de 2011

Portarrollos de cocina fail!

 Fijaos bien en este portarrollos (comprado en el Lidl).


¿Algún problema? 

Si!!!! Cada vez que cortas el papel de aluminio éste se queda atrás (como en la imagen) y la siguiente vez que se usa hay que estar pasándolo por la rendija de nuevo. ¡Pero que chapuza de diseño! Así pasa, que al final lo acabamos cortando con la mano.

Esto no pasaría si no tuviera una maldita varilla de metal justo encima de la cuchilla. ¿A quién se le ocurre?


Nada que no se pueda solucionar con la amoladora (o dremel) y una lima. 


¿Ves que fácil es ahora coger el papel y cortarlo? Ains....

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada