lunes, 3 de enero de 2011

Sacando brillo a la rueda del ratón

¿Alguna vez os habéis preguntando cómo funciona exactamente la rueda del ratón? Yo sí, pero nunca tuve tanta curiosidad como para buscarlo :P. La cosa es que desde hace algún tiempo a uno de los ratones de casa le empezaba a fallar la rueda de scroll. Lo típico, no baja cuando le das a bajar, luego baja sin que la muevas, o se sube, o hace lo que le da la gana. Hasta que te hartas y lo tiras a tomar por c... ¿o no?.

A mi me pilló en un día bueno y preferí destriparlo para ver si eso se podría arreglar, o habría que hacer trasplante de otro ratón o qué. Una vez abierto, abrí el pequeño sensor rotatorio y esto es lo que me encontré.

Placa del ratón con el sensor rotatorio de la rueda de scroll desmontado.

Los cuadrados negros son los pulsadores del botón izquierdo, derecho y el central (el de abajo a la izquierda). Lo del centro es el sensor desmontado. Pues no es para tanto, ¿eh?, me recuerda a los codificadores rotatorios.

El problema era que por el roce todo estaba bastante negro, además del polvo acumulado y otras impurezas varias. Lo raro sería que eso hiciera buen contacto. La foto es de después de limpiarlo todo con alcohol y un bastoncillo. Además separar un poco las pletinas que rozan la pista para que rocen por un lado sin desgastar también ayudará.

Volvemos a poner todas las cosas en su sitio y perfecto, otro cacharro que se salva de la quema (de momento).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada